Alimentación y nutrición canina Consejos veterinarios para disfrutar de tu perro

Para saber si tu perro necesita un abrigo cuando hace frío debes tener en cuenta una serie de factores.

¿Mi perro necesita un abrigo cuando hace frío?

La llegada del frío vuelve a abrir el debate de si la ropa para perros es una moda o una necesidad. ¿Tu perro necesita un abrigo cuando hace frío? Como ocurre con otros temas, como la alimentación, no hay una respuesta única aplicable a todos los peludos. A la hora de usar ropa para proteger a tu perro del frío, debes tener en cuenta factores como su raza, su edad y su estado de salud. A continuación te contamos todo lo que necesitas saber sobre las prendas de abrigo para perros.  

¿Realmente mi perro necesita un abrigo cuando hace frío?

En principio, los perros jóvenes, sanos y fuertes no tienen por qué llevar prendas de abrigo para protegerse del frío. Si te estás preguntando si tu perro necesita un abrigo cuando hace frío, debes saber que los veterinarios solo aconsejan la ropa para perros en los siguientes casos: 

  • Los perros mayores que sufren de artrosis u otros problemas articulares deben llevar abrigo en invierno, aunque solo al principio de los paseos. Una vez que sus músculos han entrado en calor, es aconsejable quitarles la ropa.  
  • Cuando los perros son jóvenes, solo algunas razas como los galgos, los dobermans, los chihuahuas y los perros que no tienen pelo necesitan llevar abrigo para protegerse del frío.  
  • Los cachorros también necesitan una protección extra para salir al exterior durante los meses de invierno. Esto se debe a que su sistema inmunológico todavía no está plenamente desarrollado. 

Ventajas y desventajas de los abrigos para perros

Además de estas recomendaciones de los expertos, a la hora de valorar si debes proteger a tu perro con un abrigo, hay una serie de ventajas y desventajas que debes tener en cuenta:  

#Puede evitar heridas

Un abrigo puede proteger a los perros de pelo corto y que no tienen manto inferior frente a las heridas y rasguños causados por las ramas y los mordiscos de otros perros. 

# Protege de la lluvia

Si quieres sacar a pasear a tu perro cuando está lloviendo, un abrigo de tejido impermeable evitará que la humedad les penetre en los huesos y lo protegerá de contraer enfermedades. 

# Puede dar demasiado calor

Un abrigo puede generar una sensación de calor excesiva en aquellas razas de perros de pelo largo y doble capa de pelo (primario y subpelo). 

# Produce roces y limita el movimiento

Un abrigo grande, mal puesto o demasiado apretado puede acabar provocando roces y llagas en nuestros amigos peludos. De la misma manera, si la prenda de ropa no se ajusta bien al tamaño y la morfología del perro, puede limitar excesivamente sus movimientos.  

# Puede causar estrés

La sensación de aprisionamiento que provoca un abrigo demasiado apretado puede generar miedo y estrés en nuestros compañeros perrunos.  

¿Cómo debe ser un buen abrigo para perros?

Si tu perro necesita un abrigo cuando hace frío, hay una serie de factores que debes estudiar si quieres escoger la prenda que mejor se adapte a sus características: 

  • El abrigo debe cubrir todo el lomo, desde la base hasta la cola, ya que se trata de la parte del cuerpo que queda más expuesta al exterior.  
  • El cuello es una zona muy vulnerable y que no debe quedar desprotegida.  
  • Evita las prendas rígidas o demasiado acolchadas que puedan limitar la movilidad de tu perro.  
  • Los tejidos elásticos resultan muy cómodos y calentitos. Además, son aptos tanto para estar en casa como para salir a pasear. 
  • Es recomendable combinar el abrigo con un impermeable que lo proteja de la lluvia y la nieve.  

Protege a tu perro del frío durante el invierno

Además de proteger a tu perro del frío perro con un abrigo, sigue nuestro consejos  para  cuidar a tu peludo en invierno. Asegúrate de buscarle un lugar cálido y acogedor donde poder descansar lejos del frío y de la humedad. Y cuida su alimentación con un pienso personalizado para reforzar su sistema inmunológico y protegerlo de las enfermedades relacionadas con las bajas temperaturas.